domingo, 18 de octubre de 2009

Sobre la calidad de la educación virtual

¿Cómo debemos formar a los estudiantes universitarios desde la educación virtual o la educación a distancia? ¿Cuán sólido es el paradigma de la educación virtual para la formación del capital humano y el desarrollo de competencias profesionales? ¿Cómo se puede asegurar la calidad de la educación a distancia y cuál debe ser su marco normativo? ¿Cómo propiciar el espacio de innovación que requiere el uso de las TIC para la modalidad de la educación virtual? Estas fueran varias de las interrogantes que abordó el doctor Claudio Rama, reconocido intelectual y consultor uruguayo que dictó la conferencia principal del Primer Congreso de Educación Virtual en Puerto Rico, auspiciado por la PUCPR el viernes, 15 de octubre de 2009 en Ponce.

Según el doctor Rama, quien hasta el 2006 fue Director del Instituto Internacional de la UNESCO para la Educación Superior en América Latina y el Caribe (IESALC) con sede en Venezuela, el desarrollo de la sociedad de la información y conocimiento requiere que la formación universitaria garantice el desarrollo de las llamadas “competencias i”, las que curiosamente comienzan con la letra “i” y apuntan a una multiplicidad de conocimientos, valores, destrezas y actitudes diferenciadas que deben permear la educación superior. Estas once competencias incluyen las: informacionales, interculturales, internacionales, interdisciplinarias, innovadoras, interactivas, interpersonales, investigativas, idiomáticas, informáticas e íntegras. Algunas de estas competencias están supeditadas a la tecnología, lo que requiere un espacio de experimentación e investigación.

La estructuración de los currículos universitarios para el desarrollo de estas competencias y el uso de diferentes modalidades de enseñanza aprendizaje, entre éstas la educación virtual o a distancia, constituyen actualmente una de las tendencias actuales y de los grandes retos de la educación superior en América Latina, Europa, Estados Unidos y otras regiones del mundo. Según el doctor Rama, la calidad de la educación virtual y de la formación universitaria en general “se encuentra en la misma frontera del conocimiento”. Se trata, según él, del “saber hacer”, del “querer hacer” y qué los profesionales podrán hacer en el transcurso de sus vidas con su formación profesional. Es por esta razón que el paradigma de la educación virtual y la modalidad de la educación a distancia plantean una complejidad de criterios de calidad para el desarrollo de competencias en la formación universitaria de las diferentes profesiones y disciplinas.

Los datos que indicó el doctor Rama apuntan a un crecimiento acelerado de la educación a distancia en América Latina. Con más de 10,000 instituciones de educación superior en la región y 16 millones de estudiantes, de los cuales 1 millón son estudiantes a distancia, el control de la calidad de la educación superior, incluyendo la educación virtual, es un reto fundamental. La educación virtual o a distancia está dejando de ser para una élite; ya es una modalidad que trasciende la dimensión tecnológica al plantear un asunto político de igualdad de oportunidades y democratización de la educación superior. En este contexto, el doctor Rama concluyó que aunque es necesario un marco normativo o de reglamentación para garantizar la calidad de la educación a distancia y para crear sistemas homogéneos de educación virtual, es imprescindible dejar un espacio de flexibilidad para la innovación. Esto principalmente por el contexto “de los cambios tecnológicos que constituyen a su vez el eje de la sociedad digitalizada.” El doctor Rama anticipa que la educación virtual va a seguir creciendo, especialmente la modalidad híbrida conocida en inglés como blended learning; y que la velocidad de la innovación marcará el paso del desarrollo de las competencias de un mercado que cambia rápidamente junto al cambio constante de la tecnología.

Próximamente en nuestro Recinto de Río Piedras (UPR) se iniciará un proyecto de educación en l
ínea, con fondos federales de Título V, dirigido a cuatro programas de maestría: Ciencias Ambientales, Biología, Matemáticas y Administración de Empresas. Entre los objetivos principales que persigue el proyecto están revisar y convertir siete (7) cursos de cada uno de los programas a la modalidad virtual, adiestrar a la facultad para enseñar en línea, y ofrecer servicios virtuales de apoyo para fortalecer la retención estudiantil. Hasta el momento, la Escuela Graduada de Ciencias y Tecnologías de la Información (EGCTI) se ha distinguido por ser la unidad académica que ha estado ofreciendo articuladamente, por los últimos cinco años, una oferta académica en línea. Ahora con el Proyecto de Título V se augura una expansión significativa y coordinada de los ofrecimientos académicos de la UPR-RP a nivel graduado en la modalidad virtual. La calidad junto con un enfoque de gestión del conocimiento y del aprendizaje deberán ser el norte de este proyecto.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada